Estilo de vida

Aston Martin RapidE: ¿Cambiará pronto James Bond sus coches clásicos por vehículos completamente eléctricos?

Hans-Martin Durst Autor, Hemd & Hoodie

El RapidE es el primer coche deportivo de Aston Martin que reúne un diseño clásico, un alto rendimiento y un concepto de motor eléctrico.

Aunque es difícil imaginar las persecuciones del futuro coche de James Bond sin el clásico sonido del rugido del motor, el fabricante de coches deportivos británico Aston Martin, proveedor tradicional de los vehículos del agente secreto en la ficción, ha anunciado el lanzamiento de su primer coche eléctrico para 2019. A pesar de su silencioso motor, el RapidE no es ni mucho menos un coche dócil. Según la prensa especializada, el RapidE alcanzará una velocidad máxima de 250 km/h gracias a los 1.000 caballos de sus dos motores eléctricos.

Se espera que este RapidE con tracción a las cuatro ruedas ofrezca una autonomía de 320 kilómetros. Aunque la producción de este coche deportivo eléctrico de cuatro puertas será de tan solo 155 unidades, en lugar de diseñarlo desde cero, Aston Martin ha decidido basarse en el prototipo de la berlina deportiva Rapide AMR V12. El chasis convencional se ha sustituido por una versión de aluminio más ligera que permite incorporar las baterías sin que el peso del coche aumente considerablemente. Para el desarrollo del motor eléctrico del vehículo, Aston Martin ha colaborado estrechamente con Williams Advanced Engineering, cuyos servicios de ingeniería ya han diseñado baterías para otros coches eléctricos anteriormente, sobre todo para la Fórmula E.

RapidE: El pionero de una nueva generación de vehículos Aston Martin

Este nuevo avance es la aportación que este fabricante británico de coches deportivos hace al segmento de los coches de lujo eléctricos, que ya ha generado un aumento del nivel de competencia. Por ejemplo, el RapidE se lanzará al mercado al mismo tiempo que el modelo Mission E, la berlina deportiva eléctrica de Porsche. Pero también se compara con el Model S de Tesla. Está por ver si el RapidE llegará a convencer a los compradores potenciales de Tesla dado que se comercializará a un precio estimado de unos 270.000 euros.

El RapidE combina el diseño clásico del Aston Martin con la tecnología de motor eléctrico.
El RapidE combina el diseño clásico del Aston Martin con la tecnología de motor eléctrico. Imagen: RapidE — Aston Martin

Además del RapidE, Aston Martin espera desarrollar otros modelos eléctricos en el futuro. Se cree que esta es la respuesta de la empresa ante las inminentes sanciones de las autoridades de la UE y de EE.UU., dado que actualmente la compañía no comercializa ningún coche de baja o cero emisiones. El RapidE es el primer paso que ha dado la empresa para reducir sus emisiones de carbono. Sin embargo, el lanzamiento de los coches eléctricos no significa que los clásicos motores de combustión de 8 y 12 válvulas vayan a desaparecer en los próximos años, promete Andrew Palmer, Presidente de Aston Martin. Por tanto, aún pasará tiempo antes de que James Bond abandone el sonido de su potente motor.

Foto de portada: RapidE — Aston Martin — (montaje)

Compartir este artículo

Temas relacionados

Estilo de vida Innovación tecnológica

Leer el siguiente artículo

Read Full Story